PAYASADAS

El Festival Internacional de Payasos y Artistas Urbanos “Payasadas” es un evento que reúne anualmente a artistas locales, invitados nacionales e internacionales, que se ha ido posicionando como uno de los referentes ininterrumpidos más importante en su género en Argentina. Se ha transformado en un espacio de expresión y confluencia popular que hacen del teatro, el humor y la actividad circense, verdaderas modalidades de encuentros entre estéticas, disciplinas, edades y formas de comunicación para recrearla esperanza, la alegría y la convivencia.

Historia

El Festival Internacional Payasadas es un evento que desde el 2001 reúne a artistas locales, invitados nacionales e internacionales, y dentro de cuyo marco se suceden espectáculos públicos para todo público, talleres de formación en las artes urbanas, encuentros de payasos, improvisación, muestras, espacios de debate y charla, entre otras actividades. Cuando la génesis de este festival empezó a formar parte, no solo había una marcada incredulidad en el destino de este emprendimiento, sino que además ni siquiera existía la más urbana de este tipo de expresiones artísticas: los malabaristas de los semáforos. Aún antes de que una imperiosa necesidad económica generalizada transformara a muchos chicos en dominadores de una destreza envidiable bajo las clavas, el proyecto de la Escuela de Artes Urbanas empezaba a asomarse como una iniciativa con muy buenas intenciones, pero sin demasiadas definiciones. Más de una década después, el Payasadas atesora ya momentos únicos e imborrables en la memoria del colectivo urbano que se apropia del festival como suyo, debido a su simpatía y cercanía recíproca. El encuentro está sustentado en la necesidad de propiciar, afianzar y estimular en Rosario, un ámbito para la producción y creación de grupos de Arte Urbano. De esta manera la Escuela Municipal de Artes Urbanas, dependiente de la Secretaría de Cultura y Educación de la Municipalidad de Rosario, junto a todos sus artistas y alumnos/as del ya mítico “Galpón 15” cierran el año con un espacio de expresión y confluencia popular que hacen de la actividad circense, verdaderas modalidades de encuentro entre estéticas, disciplinas, edades y formas de comunicación, de las más diversas, para recrear la esperanza…